martes, enero 15, 2008

¿Fotocopiar un libro sin pagar derechos al autor?

En los últimos meses la compensación para autores y editores por la copia privada de las obras publicadas está en entredicho. Tanto es así que se ha llegado a presentar una iniciativa en el Senado para proponer su desaparición durante el año 2008, aunque finalmente no fue aprobada en el Congreso.
Mecachis en la mar por no decir me cago en la leche - cosa que termino por decir de todos modos.
Con mi primer libro, publicado en 1993, me pasó una cosa muy curiosa. Un conocido vino a la fiesta que di para celebrar eso - mi primera publicación. En mitad de la juerga se me acercó y me dijo orgulloso: "Me ha gustado tanto tu libro que lo estoy fotocopiando y se lo regalo a todas mis amigas". Y se quedó tan ancho .... Era médico de profesión, con lo cual entendí menos todavía su ... ignorancia, inocencia, estupidez ...
Sentí como si me hubieran abofeteado ... ¿Qué le parecería a él que le robara los clientes a la puerta de su consulta?
Los royalties que solemos cobrar los autores oscilan entre el 6% y el 12% (tirando muy por lo alto) del PVP por ejemplar de libro vendido. Las tiradas suelen ser de unos 3000 ejemplares si hay suerte.
Si a eso añadimos que hay personas que fotocopian nuestros libros para no comprarlos ... nuestros ingresos reciben un duro golpe (y bajo, además). Por no hablar del golpe que recibe la industria editorial española, que ya está bastante tocada, porque en España se lee menos que en Zambia, parece ser.
Yo dedico, porque quiero, porque me gusta y porque es mi profesión, muchas horas a escribir libros que parece ser que gustan y sirven (recibo e-mails y cartas de lectores/as agradeciéndome una lectura amena o práctica) y se venden más o menos bien. Es un trabajo como otro cualquiera; que nadie se llame a engaño.
Ese cheque de CEDRO (Centro español de derechos reprográficos) que me llega de cuándo en cuándo -basado en el número de libros míos en el mercado en los años más recientes y en el promedio de fotocopias privadas que se hacen de libros en España- no deja de ser una ayuda económica y moral para quienes por dedicarnos al oficio de la escritura a veces pasamos más hambre que un maestro de escuela.
No es justo que nos quiten esa aportación por las copias piratas de nuestras obras.
Quizá sea que los miembros del Senado no leen y por eso les importa un cuerno los intereses de los escritores. Esperemos que eso cambie.
Para saber más de mis libros: www.lorrainecladish.com
Para saber más sobre El Reto de Escribir y Publicar pincha aquí. 


10 comentarios:

Dakota dijo...

Bueno, eso es como lo que pasa con cd de musica y dvd de pelis....se piratean, se bajan...y de verdad, es la ruina.....
A mi el canon digital meparece fenomenal, pero much agente no lo entiende...

dakota dijo...

Disculpad,lo que cuento es en España....

Miranda dijo...

Me alegro de que hayas escrito esta entrada: estaba convencida de que ese dinero se lo quedaban las editoriales. Está bien saberlo.
El problema quizá está en el precio final que dan al libro, no parece justo teniendo en cuenta el porcentaje que se lleva un escritor, según lo que cuentas.

Un saludo!

Lorraine C. Ladish dijo...

No descarto que parte del dinero vaya a las editoriales, esa parte no la sé. Estoy de acuerdo en que los libros están carísimos. Como lectora gasto una pequeña fortuna en libros y es para pensárselo. Pero no deja de ser un negocio en el que los editores pagan por todo el proceso de edición y el autor pone sus escritos. Que sea justo que el autor se lleve ese mínimo porcentaje también es discutible. Pero también es cierto que la editorial hace la distribución, cosa que un autor que se auto-publica no puede hacer. En fin, que escribir es una droga y muchos buenos autores han muerto en la indigencia más absoluta, lo cual es una injusticia. Y por eso, CEDRO y la Asociación Colegial de Escritores, por ejemplo, comienzan a tener planes de pensiones etc. para la jubilación. Hay que pensar en eso también. BESOOOOS

Miranda dijo...

Mmmm... gracias por tu punto de vista, a menudo permanece una rígida en sus ideas sólo por desconocer otras opiniones.
Gracias!

Besos también para ti!

Aitor dijo...

Navegando navegando he llegado a tu blog, que he añadido a favoritos...

Lo que cuentas, tiene mucha lógica, y no me deja de recordar a Salgari, que escribía sobre piratas y resulta que unos "piratas" le robaban sus ingresos.

Los editores han realizado, a mi juicio, dos tareas principales:

1.Editar y publicar el libro en sí: muy importante antes de la era digital, pero no crítico, y, a mi inexperto juicio, a día de hoy de importancia más bien limitada.

2. Realizar un filtrado de textos de calidad y/o agrado de los lectores. Y esta tarea es hoy más importante que nunca.

Respecto a los tan cacareados derechos de autor, he de decir que me parece justo recompensar adecuadamente al autor durante un determinado plazo por los beneficios de su trabajo intelectual.
Pero he de puntualizar que dicha remuneración no debe hacerse sólo para unos pocos.
Se están gravando artículos y servicios para compensar a sólo una
pequeña (pero importante) parte de los autores. Nos estamos olvidando de los ingenieros y otros creativos. No basta con la ley de patentes (es carísimo y encima defenderlo es inaccesible para un individuo), sino que debiera reconocerse su creatividad.

Pensemos que ahora mismoestá más protegida una obra audiovisual que una posible cura contra el cáncer o el sida, y esto no tiene sentido.
Si hacemos comparaciones con el mundo de la ingeniería, y el de la ingeniería informática en partícular (en el que casi todo se hace "a mano" y creando), veremos que la cosa es más sangrante: no sólo no cobramos por nuestra propiedad intelectual pirateada (y se piratea muchísimo) sino que encima pagamos por realizar copias de seguridad de nuestra propiedad intelectual, por desarrollarla, por promocionarla.. y pagamos conceptos de propiedad intelectual a otros creadores que a nosotros no nos dan derechos.. es totalmente injusto..

Lorraine C. Ladish dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo, pero ¡ya no me da para ponerme a defender los derechos de todos los gremios!
Tienes toda la razón.
Yo tengo que decir que como la revolución comienza desde uno mismo, yo no pirateo nada y punto. Pago por la música que escucho, por los videos que veo y por los libros que leo, precisamente porque sé lo que implica no hacerlo para los autores.
¡Gracias por tu comentario!

Audrey Leighton dijo...

Hi,



My name is Audrey Rogers. I am style editor for The Durham Sanctuary University Newpaper, I also am a contributor for fashionverbatim.net and have my own blog: frassy-audrey.blogspot.com. I just wanted to say, that I LOVE your blog, its content is truly inspirational and I love the way you present fashion to your blogger audience. Yours has, I must admit, become a must-read for me. Anyway, I was wondering, would you like to exchange links? Personally I would love to reccommend your blog to my readers and would really appreciate it if you did the same for me. So let me know, check me out on frassy-audrey.blogspot.com, for some delicious fashion ramblings and digressions!



xxxx audrey leighton rogers

Anónimo dijo...

hola, la verdad es que a mí tener un libro nuevo en la mano me encanta y bueno, si os fijáis en los precios de las fotocopias, por lo general ni merece la pena hacerlas, sólo en casos en los que por un libro de ingeniería de tamaño "regular" tienes que pagar 70 u 80 euros, que, entonces sí... Otra cuestión, a lo que viene esto último, es que mucha gente que piratea, probablemente si no lo hiciese tampoco compraría los productos originales. Me refiero, en especial, a lo que no son libros, puesto que según mi opinión es lo que menos compensa copiar, aunque se haga mucho. Por otro lado, si no tienes dinero para comprarte un producto original, o no puedes hacerlo y tampoco se te permite copiarlo, símplemente te vas a una biblioteca pública y lo puedes utilizar. Supongo que todo esto es complicado.. yo he escrito mi primero libro, que se publicará en breve, siendo consciete de que lo único que me va a reportar es reconocimiento, que no es poco, pero si mi motivación hubiera sido la de vivir de ello, jamás hubiera sido capaz de motivarme, por lo difícil que están las cosas. no sé, no sé, qué difícil es todo :)

tips de viajero dijo...

No descarto que parte del dinero vaya a las editoriales, esa parte no la sé. Estoy de acuerdo en que los libros están carísimos. Como lectora gasto una pequeña fortuna en libros y es para pensárselo. Pero no deja de ser un negocio en el que los editores pagan por todo el proceso de edición y el autor pone sus escritos. Que sea justo que el autor se lleve ese mínimo porcentaje también es discutible. Pero también es cierto que la editorial hace la distribución, cosa que un autor que se auto-publica no puede hacer. En fin, que escribir es una droga y muchos buenos autores han muerto en la indigencia más absoluta, lo cual es una injusticia. Y por eso, CEDRO y la Asociación Colegial de Escritores, por ejemplo, comienzan a tener planes de pensiones etc. para la jubilación. Hay que pensar en eso también. BESOOOOS